Qué causa los accidentes

Los accidentes ocurren siempre debido a una causa, la que puede ser un hecho fortuito, en la minoría de los casos, o por un error humano, que incluye la subvaloración de los riesgos, carencia de equipos de seguridad o incapacidad para afrontar las dificultades.

Qué causa los accidentes

Cuando ocurre un accidente, no se trata de una casualidad, siempre existe una razón que causa los accidentes y puede tener origen en un error humano, lo que incluye una serie de factores, o a hechos fortuitos.

Cuando la causa del accidente es un error humano, puede deberse a: una subvaloración del riesgo que implica lo que se hace; a la carencia del equipamiento adecuado de seguridad; o a la incapacidad de afrontar las dificultades sufridas.

Descripción de las causas de accidentes

Subvaloración del riesgo: por lo general, esta causa es debida a ignorancia (desconocer los riesgos, los métodos de prevención, el equipamiento de seguridad o su manejo), en otros casos se debe a temeridad (ejecutar actos peligrosos sin tener conciencia de ello). Una forma de prevenir la subvaloración, sobre todo en el trabajo, en la conducción de vehículos y en los deportes, es conocer las normas de seguridad específicas de cada área y el uso del sentido común.


Carencia de equipamiento de seguridad:
esta es una de las causas de la mayoría de los accidentes laborales. Pero la carencia de equipamiento tiene dos motivos, uno es que no se cuente con el equipo de seguridad y la otra es que aún teniendo el equipo, no sea utilizado. En los casos en que se carece de equipos, suele deberse a factores económicos, ya sea porque no se tiene el dinero para comprar los equipos, o que hayan sido desestimados para ahorrar dinero y aumentar ganancias, es el caso común de las empresas que buscan sacrificar los gastos que corresponden a los trabajadores, para aumentar sus propias ganancias, esto suele ocasionar accidentes graves a los trabajadores y en definitiva, implican mayores gastos para la empresa. Cuando los equipos están, pero no son utilizados por los trabajadores, es responsabilidad de los mismos la ocurrencia de accidentes.

Incapacidad de afrontar las dificultades: es el caso típico del error humano. La consecuencia de esta incapacidad es el accidente. Puede evitarse con información apropiada acerca de las diversas tareas a desempeñar, ya sea en lo laboral, como en el manejo de vehículos o en la práctica de deportes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *